Patrimonio: un proyecto revaloriza un impresionante archivo musical

La Nación
 
 La búsqueda del tesoro
 

Un inventario en la Biblioteca Nacional permitió redescubrir unas 300 mil partituras de los últimos cien años de la música argentina, que permanecían olvidadas en una sala; serán catalogadas y, algunas, presentadas en un ciclo de recitales

 
 
 
 

Una sinfonía de Astor Piazzolla dedicada al peronismo, obras de Juan Bautista Alberdi y Juan Pedro Esnaola de mitad del siglo XIX, tangos de Fidel Pintos, música de catch para los programas de TV, valses y minués de principios del 1900, obras de Alberto Williams y Carlos Guastavino junto a piezas de Atahualpa Yupanqui, Julio Argentino Jerez, Juan Carlos Cobián y Enrique Cadícamo forman una pequeña porción del tesoro musical de 300 mil partituras que estaban arrumbadas en una sala del cuarto piso de la Biblioteca Nacional.

Los archivos -hasta ahora casi secretos y en los que sólo se animaban a sumergirse los investigadores- habían quedado olvidados desde hace más de una década, tras la mudanza de la Biblioteca, del antiguo edificio de la calle México al monstruo edilicio de Recoleta. "Pero no es un hallazgo -aclara Marina Cañardo una de las musicólogas que forman parte del equipo de inventariado-, en todo caso es la recuperación de un material valioso al que en el futuro todos podrán acceder sin problemas."

El proyecto Inventario 2006, que quedará oficializado en abril con un ciclo de recitales (ver pág. 5), arrancó en septiembre, llevará un año y medio de duración, y permitirá catalogar las miles de partituras con un criterio bibliotecológico de preservación, además del escaneo para la posterior digitalización del material. Será una forma más dinámica de acceder a este tesoro testimonial de los últimos cien años de música editada en la Argentina desde todo el país.

"Hasta hace poco, para cualquier investigador o músico se hacía muy difícil o casi imposible encontrar este material. Entre los musicólogos se sabía que existía, pero sólo aparecía con cuentagotas o disperso", sostiene Silvia Grocer, otra de las musicólogas, integrante del equipo interdisciplinario formado por técnicos, musicólogos, bibliotecólogos, pasantes de la UBA y archivistas que catalogarán las piezas que llevarán a conocer los secretos musicales mejor guardados de la Argentina.

La reaparición de estos documentos musicales para el uso público le da al programa una carga de descubrimiento. Los primeros tesoros ya aparecieron y son verdaderas rarezas, como la obra "Epopeya Argentina", encargada especialmente a Astor Piazzolla por el gobierno peronista y editada en 1952, que los herederos del músico creían destruida.

Entre otras curiosidades, aparecieron las partituras de una obra instrumental dedicada a los trabajadores en huelga de Gatti & Chávez enrolados en la FORA; un tango jingle de Angel Villoldo compuesto para el aperitivo Pineral; piezas de Alberto Williams, y las obras en copia facsimilar de Juan Pedro Esnaola, un pionero de la música argentina, amigo de Juan Manuel de Rosas, encargado de "corregir" la versión del Himno Nacional de Parera en 1859 y que, junto a Juan Bautista Alberdi, formaba el grupo de Los Precursores.

"Cada vez que abrimos una caja nos encontramos con algo que nos sorprende. Todo el tiempo es así", reseña Grocer, que trabaja en esta pesquisa que comenzó como último acto de gestión de Elvio Vitali, el anterior director de la Biblioteca Nacional, que ahora preside Horacio González. La investigadora, que se detiene en cada partitura y queda fascinada con las ilustraciones de tapas de títulos como "El tango en Trípoli", de Ezio Dal Oco, o "El aeroplano", de Arturo de Bassi, agrega: "Lo interesante de este proyecto es que nos damos cuenta de que a medida que avanzamos en el recuento del material surgen un montón de cosas interesantes para trabajar, aunque todavía no podemos asegurar qué período de tiempo exacto abarca este archivo. Hasta ahora lo más antiguo es de inicios del 1900".

Entre las miles de partituras aparecieron valses y minués compuestos por mujeres de principios de siglo XX como una forma de entretenimiento para cierta clase social, y una enorme colección de partituras con ilustraciones gráficas que podrían servir incluso para una muestra plástica. El trabajo es arduo. Las más antiguas no tienen ninguna fecha de edición, por lo que el proceso deberá continuar con el tiempo. "Como muchas partituras también surgieron de donaciones, a veces podemos encontrar la fecha de edición por alguna firma del propio músico o por alguna anotación al pie del antiguo dueño. Incluso algunas tienen anotaciones muy personales", dicen, con cierto misterio, las archivistas.

"Todo este inventariado podrá derivar en el futuro en un montón de otros proyectos más específicos, tanto para la investigación como para la ejecución de la obras", agrega Cañardo. Por su parte, Horacio Tarcus, actual funcionario de la Biblioteca, historiador y fundador del Centro de Documentación e Investigación de la Cultura de Izquierdas en la Argentina (Cedinci), señala: "En estos días, cuando se están recordando los 30 años del golpe militar del 24 de marzo de 1976, la recuperación de este archivo musical que estaba olvidado es significativa. Tiene un valor democrático muy grande y apunta también a reconocernos en nuestra memoria cultural e histórica como país".

Los archivos reaparecieron. En esas partituras está contada la historia de un país con todas sus diferentes voces. En la memoria está guardado todo. Como dice la canción de León Gieco: "Los viejos amores que no están, la ilusión de los que perdieron, todas las promesas que se van y los que en cualquier guerra se cayeron. Todo está guardado en la memoria, sueño de la vida y de la historia. La memoria despierta para herir a los pueblos dormidos que no la dejan vivir libre como el viento".

Por Gabriel Plaza
De la Redacción de LA NACION

La memoria musical

  • Patrimonio: se calculan en 300.000 las partituras que están en la Biblioteca.
  • Equipo: una veintena de personas, entre musicólogos, bibliotecólogos, archivistas y pasantes, trabajan para recuperar el archivo.
  • Actividades: el programa Inventario 2006 será lanzado oficialmente en abril con un ciclo de concierto con pianistas.
  • Hallazgos: hay obras de Piazzolla, Alberdi, Williams y Julio Argentino Jérez.

 

 

Ciclo para recuperar y recordar

 
Entre el 3 y el 24 de abril, Gerardo Gandini, Lito Vitale, Adrián Iaies, Ernesto Jodos, Hilda Herrera, Nicolás Guershberg, Diego Schissi, Oscar Alem y Carlos "Negro" Aguirre realizarán un ciclo de conciertos como parte del lanzamiento oficial del programa Inventario 2006, con el cual la Biblioteca Nacional inicia la recuperación, clasificación y acceso público de más de 300.000 partituras que integran su patrimonio.

Los músicos tocarán una selección de piezas elegidas del vasto patrimonio cultural encontrado en la Biblioteca, donde aparecen desde himnos jacobinos hasta canciones contemporáneas de rock, música académica, tango y folklore.

Para este ciclo se realizó una curaduría especial sobre obras argentinas de diferentes épocas y estilos que guardan algún rasgo de originalidad, un peculiar valor histórico o que son poco difundidas a pesar de pertenecer a compositores de reconocida consagración popular. Piezas de Juan Bautista Alberdi, Julián Aguirre y Alberto Williams se sumarán a tangos poco frecuentados, como "Rowing Club", "Pintor de brocha gorda sin ganas" o "Fruta prohibida".

El programa será así: lunes 3 de abril, a las 19, Gerardo Gandini y Ernesto Jodos; martes 11, a las 19, Oscar Alem y Carlos Aguirre; martes 18, a las 19, Lito Vitale e Hilda Herrera; lunes 24, a las 19, Adrián Iaies, Diego Schissi y Nicolás Guershberg. Los conciertos se realizarán en el auditorio Jorge Luis Borges, Agüero 2502, con entrada libre y gratuita.

2 comentarios en “Patrimonio: un proyecto revaloriza un impresionante archivo musical

  1. Pingback: #Amor | CELN - ¿Cuál es la noticia...?

  2. Pingback: #Música #Musicoterapia / #Sonido | CELN - ¿Cuál es la noticia...?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s