Categorías
POLÍTICA

Hay que terminar con la entrega y liberarse…con una bandera emancipadora

Alternativa Socialista.

Desde el 2008 el Club de París reclama 7900 millones de dólares. En el 2010 el gobierno le ofreció 6900. Ahora el Ministro de Economía Amado Boudou afinó el lápiz y sumó la yapa, ya que ofrece pagar 8400 millones, un monto 20% superior al exigido. Supuestamente, erogaría dinero de más con el objetivo de estirar los plazos de repago, evitar que intervenga el FMI (de todas formas Strauss Kahn tiene otros problemas que resolver) y alentar supuestas inversiones.

Cualquier persona de buena fe podría pensar que tal vez fuera posible discriminar la parte de la deuda contraída fraudulentamente durante la dictadura militar. Pero no, ni siquiera eso pretende hacer el gobierno vendepatria. Así como les regalan los dólares a los organismos de la usura internacional, les entregan la tierra, las empresas de servicios públicos, el petróleo, el agua y los recursos naturales a los dueños de las multinacionales.

Sí los patriotas de la Revolución vieran actuar al gobierno, seguramente se espantarían. Durante los festejos del Bicentenario los K resaltaron algunos aspectos parciales de la gesta revolucionaria y de liberación nacional. Y cada 25 de Mayo reparten y ondean banderas argentinas. Pero es un patriotismo para los días de fiesta ya que los 364 días que restan del año arrían la celeste y blanca e izan el pabellón de la entrega, que ondea sumiso ante los colores arrogantes del imperialismo yanqui. Nosotros estamos en el extremo opuesto, en el que pelea por la Segunda y Definitiva Independencia.

Por estas razones, el modelo entreguista K no va más. Aunque en los últimos años hubo sectores a los que les fue bien, las grandes mayorías seguimos padeciendo inflación, salarios bajos, falta de trabajo, pobreza y marcadas diferencias sociales. Un tercio de los jóvenes entre 14 y 25 años tienen graves problemas para conseguir trabajo e insertarse socialmente y casi el 40% de los adolescentes son pobres ¡Nuestra juventud está en la lona y el gobierno la deja a la deriva, regalando en el exterior, la plata que hay que poner adentro!

Sin embargo, no todo está perdido. Los vientos de cambio que soplan en el mundo se están transformando en un ciclón que arrasa con las estructuras perimidas, que derrumba las edificaciones autoritarias de los viejos partidos y reclama “Democracia real ya”, entendida no sólo por el hecho de votar cada tanto sino también por obtener las más amplias libertades para opinar, debatir, decidir y controlar los actos de gobierno. Para comer, trabajar, estudiar y desarrollarse plenamente, sin destruir el planeta, ni resultar ser las víctimas de la crisis del sistema capitalista mundial.

Los pueblos árabes iniciaron la nueva oleada libertaria. Ahora son los jóvenes “Indignados” del Mayo Español los que aspiran y exhalan el aire fresco del cambio. Con sus manifestaciones y carteles, con cacerolazos y grandes concentraciones, autoconvocados con la ayuda de Twiter y Facebook le dan la espalda a los viejos partidos y su forma de hacer política, al igual que a los burócratas sindicales. Es el mismo oxígeno que respiramos los trabajadores, el pueblo y los jóvenes durante el Argentinazo del 2001.

Acá y cruzando el charco, los “Indignados” somos los mismos. El “Oh, que se vayan todos, que no quede ni uno sólo” cruzó las fronteras. La diferencia radica en que en La Argentina está despuntando la posibilidad de que la bronca justificada tenga un canal de expresión plena para desarrollar su potencial participativo y creativo. En la Argentina tenemos la fuerza de la movilización y al Movimiento Proyecto Sur. Tenemos a Pino Solanas y a los candidatos del Movimiento para encabezar un proceso de transformación en la Ciudad de Buenos Aires, en Córdoba y otras provincias, como escalones iniciales de un proyecto con aspiraciones nacionales.

Es el momento de dejar de lado el escepticismo provocado por tantos años de estafa y engaño. La Ciudad de Buenos Aires puede ser distinta a la actual. Esto no lo puede implementar un sólo dirigente, ni un sólo agrupamiento, por más buenas intenciones que tenga. Requiere de un cambio cultural y político individual y colectivo. Implica desarrollar un protagonismo activo que ayude a dejar atrás el “no se puede” y la desconfianza. Hay que comprometerse y hacerse cargo. Una de esas oportunidades anida en la elección de representantes a las Juntas Comunales y la conformación de los Consejos Consultivos. Como dice Pino, “Son como 15 pequeños Gobiernos” que colocarán en manos de los vecinos una importante porción de la planificación, administración y control sobre los actos gubernamentales.

Se puede derrotar al bipartidismo, se puede sacar a Macri y la derecha sin por ello caer en el falso progresismo kirchnerista representado por Filmus-Tomada. Se le puede poner bozal a la mordida corrupta y rienda suelta a la participación y control democrático de los vecinos sobre los asuntos de Gobierno. Se puede recuperar todo lo público para la gente si se libera de las manos de sus secuestradores, los empresarios amigos del poder.

Los “Indignados” con lo viejo por fin estamos en condiciones reales de dar un paso al frente, participando activa y democráticamente en la construcción de la propuesta emancipadora que expresan las Cinco Causas del Movimiento, que también busca materializar las aspiraciones de “Democracia real, ya”, largamente postergadas por los sucesivos gobiernos del PJ y la UCR. No es sólo una expresión de deseo, ni una férrea voluntad a materializar a mediano o largo plazo. Esta vez, sí nos jugamos a aprovechar la oportunidad, ¡Se puede ganar! Desde el MST en el Movimiento, te invitamos a sumarte. Hay lugar para vos. Entre todos, con la fuerza, la participación, y la conciencia activa de los trabajadores, los vecinos y los jóvenes podemos transformar la realidad.

Por David Encina

Periodista

Ver perfil en LinkedIn / twitter.com/DavidEncina

Trabajador. Asesoría en comunicación social, comercial y política para el desarrollo de campañas. Análisis de servicios al cliente y al público. Aportes para la gestión de redes sociales con planificación estratégica.

Contacto: mencin@palermo.edu / david.encina@facebook.com / encina_david@yahoo.com.ar/ m.david.encina@gmail.com

Más información ver en David Encina V. - PRENSA.
http://cualeslanoticia.com/prensa/

Una respuesta a «Hay que terminar con la entrega y liberarse…con una bandera emancipadora»

¿Qué opinas? Deja un comentario