Categorías
Rel. Internacionales

Intento para mejorar la relación con Rusia

  La Nación
Tras los gestos de tensión

Kirchner recibió al primer ministro y firmó convenios
 

  • Los temas más espinosos quedaron reducidos a comentarios informales
  • El enviado de Putin recorrió en un día la Casa Rosada, el Congreso y la Cancillería

 

Se impusieron, al fin, las normas de la diplomacia. Lejos de intercambiar reclamos -aunque sobren los motivos-, el presidente Néstor Kirchner y el primer ministro ruso, Mijail Fradkov, hablaron de profundizar y ampliar la cooperación bilateral.

Se impuso, según la escueta versión oficial argentina, "la agenda positiva" que los funcionarios rusos de la embajada porteña se habían esmerado en promover horas antes de la llegada de Fradkov: proyectos para el sector energético -de modo especial el interés de los visitantes en el gasoducto regional que uniría Venezuela, Brasil y la Argentina-, la modernización del transporte ferroviario y la producción de electricidad y energía atómica.

La veda que el Gobierno impuso a la exportación de carne (sobre lo que se informa en Economía) afectó de modo especial a Rusia, el principal destino de las ventas argentinas. Ese era uno de los temas espinosos en la relación bilateral. El otro, más polémico aún: el episodio policial que hace un mes protagonizó el consejero político de la embajada en Buenos Aires. Ambos quedaron reducidos a comentarios informales, según la versión oficial del encuentro.

A las 9.30, en la Casa Rosada, Kirchner recibió a la numerosa comitiva de Fradkov junto con el jefe de Gabinete, Alberto Fernández; el canciller, Jorge Taiana, y los ministros Felisa Miceli (Economía) y Julio De Vido (Planificación Federal).

El hermetismo sobre la reunión llamó la atención a tal punto que la agencia francesa AFP destacó: "El Gobierno mantuvo bajo absoluta reserva el encuentro y ni siquiera autorizó la entrada a los reporteros gráficos para tomar imágenes".

"Muy interesante"

Después, Fradkov fue al Congreso. Allí comentó que la reunión con Kirchner había sido "muy interesante" y que ambos comparten la idea de intensificar las relaciones bilaterales "en lo económico, en primer lugar". Dijo que también se habló de la modernización de las vías férreas argentinas "con participación rusa". Se entrevistó con el presidente de la Cámara de Diputados, Alberto Balestrini; con el vicepresidente, Daniel Scioli, y con senadores.

Al terminar dio una conferencia de prensa en el Salón Azul del Senado, donde respondió sobre el incidente vivido por el diplomático ruso Gueorgy Todua, que terminó en el hospital con cinco fracturas provocadas por golpes de policías y con una acusación ante la Corte por haber manejado en estado de ebriedad. El caso había originado una enérgica protesta de Moscú.

"Le damos importancia a este tema, no podemos dejarlo sin atención", dijo Fradkov. Pese a la confusa traducción, se entendió que Fradkov afirmó: "Ni siquiera se me ocurre que algo así pueda repetirse en la Argentina", consignó la agencia DyN.

La siguiente escala fue el Palacio San Martín. Allí se firmaron dos acuerdos: uno referido al apoyo argentino para que Rusia ingrese a la Organización Mundial del Comercio (OMC). El otro reconoce la vigencia de 11 tratados que habían sido suscriptos entre la Unión Soviética y la Argentina.

Durante la reunión con Kirchner, Fradkov le reiteró la invitación para viajar a Rusia que Putin le había hecho en Nueva York, en septiembre. El Presidente agradeció el gesto.

Pueden parecer detalles, pero para los funcionarios locales resultó difícil no admitir que Brasil concentra la atención de Rusia en la región. Hay señales claras: una visita del doble de duración, un intercambio comercial que cuadruplica el de la Argentina y una invitación de Putin a Lula da Silva para que Brasil participe de la próxima reunión ampliada del Grupo de los Ocho, que se hará en San Petersburgo.

Rusia, que ejerce la presidencia del G-8, está interesada en que la discusión de los grandes temas internacionales sea abordada por otros "grandes Estados del mundo", además de los miembros del grupo. Para Moscú es Brasil el que pertenece a ese selecto club.

Por Florencia Carbone
De la Redacción de LA NACION

Sin embajador

  • Uno de los planteos que hizo el primer ministro ruso, Mijail Fradkov, al presidente Kirchner fue la necesidad de que la Argentina nombrara un embajador en Moscú. Hace un año que ese país otorgó el plácet al diplomático de carrera Hernán Massini Ezcurra, pero Kirchner nunca firmó su designación. Fradkov se llevó la promesa de una pronta solución. Eso sí, el elegido para el cargo sería otro.

 

 

Visita oficial

Buscan reforzar los lazos con Japón

  • El canciller Jorge Taiana recibió al viceministro de Relaciones Exteriores del Japón, embajador Mitoji Yabunaka, con quien avanzó en el diálogo para profundizar las relaciones de intercambio entre ambos países. Del encuentro, que se realizó en el Palacio San Martín, participó también el secretario de Relaciones Económicas Internacionales, Alfredo Chiaradia. Yabunaka se reunió, además, con representantes del Mercosur para evaluar las posibilidades de un mayor acercamiento al bloque.

Por David Encina

Periodista

Ver perfil en LinkedIn / twitter.com/DavidEncina

Trabajador. Asesoría en comunicación social, comercial y política para el desarrollo de campañas. Análisis de servicios al cliente y al público. Aportes para la gestión de redes sociales con planificación estratégica.

Contacto: mencin@palermo.edu / david.encina@facebook.com / encina_david@yahoo.com.ar/ m.david.encina@gmail.com

Más información ver en David Encina V. - PRENSA.
http://cualeslanoticia.com/prensa/

2 respuestas a «Intento para mejorar la relación con Rusia»

¿Qué opinas? Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: