Crean vejigas con células de pacientes

La Nación
 
El avance fue calificado de "histórico"

Es la primera vez que se implantan en humanos órganos desarrollados por ingeniería de tejidos
 

 Crear órganos a medida de los pacientes -de modo tal de evitar la casi siempre larga y a veces infructuosa espera de un trasplante- es el sueño de Anthony Atala, un cirujano experto en ingeniería de tejidos que acaba de anunciar que fabricó en su laboratorio vejigas a partir de las células de sus mismos pacientes.

Al implantarlas, este investigador de la Universidad Bautista Wake Forest, de Estados Unidos, fue capaz de proveer tratamiento eficaz para la incontinencia urinaria que padecían quienes participaron de la experiencia, además de prevenir complicaciones renales asociadas a sus problemas de vejiga.

El avance -calificado de "histórico" por la revista médica The Lancet, que publicó el trabajo de Atala- constituye el primer trasplante de órganos humanos desarrollados en laboratorio. La experiencia da cuenta además de su efectividad a largo plazo, ya que los trasplantes (siete, en total) se realizaron a partir de 1999 y siete años de seguimiento demostraron que los órganos se mantuvieron en funcionamiento durante ese período.

"Este es un pequeño paso en nuestra capacidad de avanzar hacia el reemplazo de tejidos y órganos dañados", declaró ayer un humilde Atala, investigador que actualmente estudia la forma de construir en su laboratorio corazones, páncreas y otras dos decenas de órganos y tejidos humanos hechos a medida de sus receptores.

Así, Atala busca aliviar la escasez de órganos que afecta a su país (y también al resto del planeta) y al mismo tiempo evitar la necesidad de que los pacientes trasplantados deban tomar de por vida medicamentos inmunosupresores. Es que al ser desarrollados a partir de las células de los mismos pacientes no hay posibilidad de rechazo.

"Hemos mostrado que las técnicas de medicina regenerativa pueden ser usadas para generar vejigas funcionales y duraderas -declaró Atala-. Esto sugiere que algún día la medicina regenerativa quizá sea una solución para la escasez de donantes de órganos."

Alquimia moderna

Como un alquimista, Atala lleva décadas buscando la forma de construir distintos órganos en el laboratorio. Sus estudios con vejigas comenzaron en 1990, cuando dirigía el centro de Terapéutica Celular e Ingeniería de Tejidos del Colegio de Medicina de Harvard, con sede en el Hospital de Niños de Boston. Después de años de buscar los factores de crecimiento apropiados, capaces de estimular el desarrollo celular, Atala creó sus primeras vejigas de laboratorio en 1999.

¿Cómo lo hizo? "Lo primero es extraer una pequeña biopsia de tejido de la vejiga, del tamaño de la mitad de una estampilla -explicó ayer Atala en una conferencia de prensa vía telefónica-. Este tejido tiene tres capas: una exterior, compuesta por células musculares; en el medio, colágeno; y en el interior, células uroteliales."

Las células exteriores e interiores obtenidas son puestas, por separado, en medios de cultivo que permiten su multiplicación. "Después de 30 días, colocamos esas células, capa por capa, en una matriz de colágeno tridimensional, que tiene la forma de la vejiga -relató el investigador-, y la matriz es puesta en una incubadora que imita las condiciones de temperatura y oxigenación del organismo."

Finalmente, completó Atala, "la matriz es implantada en el cuerpo del paciente y se coloca encima de la vejiga deficiente. Allí, el nuevo órgano es vascularizado e inervado, lo que permite que la vejiga cumpla con sus funciones".

Los chicos y adolescentes que recibieron el implante tenían espina bífida, una malformación de la médula espinal que suele asociarse a incontinencia urinaria, en los que la excesiva presión intravesical puede dañar los riñones. "Observamos que [gracias al implante] la presión que la vejiga transmitía al riñón se redujo, lo que permitió conservar una buena función renal a largo plazo y además obtuvieron una mejoría en sus problemas de incontinencia", dijo Atala.

Su próximo paso será probar si el implante de vejigas creadas con las células de los mismos pacientes resulta de utilidad para quienes padecen vejiga neurogénica, han sufrido un accidente que lesionó ese órgano o han sufrido cáncer vesical.

Por Sebastián A. Ríos
De la Redacción de LA NACION

Un comentario en “Crean vejigas con células de pacientes

  1. Pingback: Alquimia | CELN - ¿Cuál es la noticia...?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s