Tienen a políticos en la mira en San Pablo

La Nación
 
La ola criminal en Brasil: revelaciones en el primer día de calma en la ciudad

 
Revelan que el líder del PCC amenazó con matar al gobernador y a otros dirigentes; bloqueo de celulares en torno a las cárceles
 
 
 

SAN PABLO.- La organización criminal Primer Comando de la Capital (PCC), que aterrorizó a San Pablo durante tres días con más de trescientos atentados, habría amenazado con matar al gobernador del estado y a otras autoridades, revelación que volvió a generar inquietud en una sociedad ya sensibilizada por la ola de violencia.

Al ser trasladado al Departamento de Investigación del Crimen Organizado, Marcos Camacho, alias "Marcola", líder del PCC, habría dicho que estaría dispuesto a ordenar el asesinato del gobernador de San Pablo, Claudio Lembo, y del secretario de Administración Penitenciaria, Nagashi Furukawa.

Las amenazas de "Marcola" fueron consideradas serias, ya que hace tres años una de las primeras acciones que el líder del llamado "partido del crimen" ordenó al tomar el control de la organización fue el asesinato del juez Antonio Machado Dias. El magistrado, que había dado una sentencia dura contra "Marcola", fue acribillado a tiros en una emboscada.

Ayer, la Secretaría de Seguridad reveló una conversación interceptada por la policía entre un presidiario y un "soldado" del PCC el día en que comenzó la ola de atentados: "No te quedes sólo en eso. Investigá dónde hay, dónde viven agentes penitenciarios, directores [de cárceles] y políticos. La cosa es reventar todo, la orden es matar sin pena".

La policía civil interceptó otra comunicación telefónica entre cuatros integrantes del PCC en la que se tramaba la muerte de dos jueces, un fiscal y el atentado a los tribunales de Sorocaba, un municipio del estado de San Pablo, a 92 kilómetros de la capital paulista. También estaban en la lista negra de la organización dos investigadores policiales y un comisario. Todos están actualmente con protección policial.

"Marcola" cumple desde ayer 90 días de aislamiento riguroso por haber proferido las amenazas, según señalaron fuentes oficiales.

Ayer continuaron saliendo a la luz fallas graves en la administración de la seguridad paulista. Por ejemplo, la que muestra que después de interceptar varias comunicaciones en las que se tramaban los atentados del viernes pasado, las autoridades penitenciarias permitieron la salida de 12.000 presos de las cárceles ese mismo fin de semana para el festejo del Día de la Madre.

El permiso es concedido todos los años a presos de buena conducta, pero siempre entre el 6 y el 8 por ciento no regresa. Ayer se supo que esta vez casi 1000 presos no volvieron a las penitenciarías donde cumplen su condena, y se estima que muchos de ellos salieron con la misión -a la que no se podían negar- de cometer los atentados ordenados por el PCC.

Primer día de paz

En represalia a su traslado a una cárcel de máxima seguridad, "Marcola" y la cúpula del PCC ordenaron el viernes último una ola de atentados que terminó con medio centenar de policías y civiles muertos, 80 colectivos incendiados, 11 sucursales bancarias destruidas y 110 sospechosos muertos por las fuerzas de seguridad.

San Pablo tuvo ayer su primer día de tranquilidad después de los tres días de atentados y otros cuatro días de episodios aislados y tensión. La normalidad, en San Pablo, significa volver a los índices normales de la ciudad: entre 10 y 20 personas mueren por día en episodios de violencia.

En tanto, las operadoras de celular comenzaron ayer a bloquear las antenas que funcionan en torno a seis presidios, para evitar que los presos continúen ordenando crímenes y controlando negocios ilegales desde las penitenciarías mediante el uso de teléfonos móviles.

No se sabe exactamente el efecto que tendrá la medida ni hasta cuándo se mantendrá en vigencia, ya que la interrupción de la transmisión deja sin servicio de telefonía celular a todos los barrios que circundan los presidios, y se estima que afectaría a unas 750.000 personas. La medida fue tomada en carácter de emergencia mientras no se realiza un bloqueo puntual de los celulares dentro de las cárceles.

La veracidad de la entrevista que habría realizado el miércoles a la noche con "Marcola", por celular, fue ratificada por el conductor Roberto Cabrini, de la TV Bandeirantes. Según Cabrini, el contacto fue gestionado por la cúpula del PCC, y la voz de "Marcola" fue reconocida por personas vinculadas a él, incluso por sus abogados.

Los fiscales ordenaron un peritaje en la grabación de la entrevista en que el jefe del PCC amenazó con nuevos atentados. Si la veracidad se comprueba legalmente, la situación sería insólita: después de ordenar una ola de atentados y ser trasladado a una prisión de máxima seguridad, "Marcola" continuaría teniendo acceso a teléfonos celulares.

Por Luis Esnal
Corresponsal en Brasil

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s