MAÑANA MARCHAN LA IZQUIERDA Y LOS PIQUETEROS POR EL DIA DEL TRABAJADOR

Clarín
 

1º de Mayo: a la Plaza con duras críticas al Gobierno

Santiago Fioriti
sfioriti@clarin.com


Uno de los párrafos dice que el Gobierno prepara un acto para el 25 de Mayo "con la patota bonaerense, con los piqueteros traidores y con los políticos borocotizados". Más adelante, le adjudican a Néstor Kirchner fomentar "ganancias siderales a los pulpos capitalistas". Y en el final celebran el corte en Gualeguaychú para impedir que "los monopolios capitalistas envenenen los ríos".

La partidos de izquierda y los piqueteros duros terminaron de pulir anoche el comunicado que leerán mañana en Plaza de Mayo, luego de una marcha desde Congreso que reunirá también a sectores gremiales combativos y a estudiantes.

Según el manuscrito del texto, el contenido es todavía más duro del que se leyó el 24 de marzo, cuando se recordó el 30º aniversario del golpe militar y que generó una fuerte polémica con las Madres de Plaza de Mayo, que decidieron abandonar el acto. "Luchamos contra la precarización laboral y el trabajo esclavo", dijo Christian Castillo, del Partido de los Trabajadores Socialistas (PTS).

Mientras, la CTA anuncia movilizaciones, pero también actividades artísticas. "Desde La Quiaca hasta Tierra del Fuego", aseguran. El acto central será en el club Nueva Chicago, donde se ratificará la idea de luchar por "una justa distribución de la riqueza".

La CGT, en cambio, se limitó a pedirles a los trabajadores que el 1º de Mayo sea un "día de recogimiento", y las 62 Organizaciones Gremiales Peronistas difundió un comunicado en el que insta a los trabajadores a "la participación gremial y política".

 

 

 

 

 

LA SITUACION LABORAL : UNA RADIOGRAFIA DE LAS 14,1 MILLONES DE PERSONAS OCUPADAS

Dónde trabajan, cómo y cuál es el sueldo de los argentinos con empleo

El 45,5% está en negro y hay una enorme disparidad en los salarios.

 Ismael Bermúdez

ibermudez@clarin.com

La Argentina cuenta con una fuerza laboral urbana de 15,6 millones de personas. Es el 40% de la población total y tiene un aceptable nivel educativo ya que un poco más de la mitad cuenta o supera los estudios secundarios completos. Pero esta población activa viene creciendo a ritmo lento. En los últimos 3 años aumentó en menos de 200.000 personas por año, cuando antes crecía el doble. En parte, es consecuencia de la desaceleración del crecimiento demográfico posterior a los años 70. Y así, contribuye a reducir la desocupación que, según el último dato oficial, es del 10,1%.

Con trabajo, hay 14,1 millones ya que otro 1,5 millón son desocupados, que no reciben ningún plan social. De los 14,1 millones de ocupados, la amplia mayoría – un poco más del 70%- son asalariados y el resto se divide en cuentapropistas, profesionales o empleadores. Una cuarta parte de los ocupados trabaja en la industria, la construcción y en actividades rurales. El 75% restante se desempeña en las distintas actividades de servicios, como comercio, restaurantes o servicios sociales, educativos o personales. El personal doméstico absorbe el 7,8% de la población ocupada – más de un millón de personas- una cifra mayor que los que trabajan en el transporte, almacenamiento y comunicaciones y cercana a los que emplea la construcción.

Los asalariados suman casi 11 millones, incluidos los beneficiarios de planes sociales. El 45,5% de esos trabajadores en relación de dependencia trabaja "en negro". Del cuadro oficial de ingresos surge que el ingreso promedio de los 14,1 millones de ocupados, a fines de 2005, era de $ 839 por mes, pero la mitad ganaba menos de $ 600 por mes, con una fuerte disparidad de ingresos. El 30% de los ocupados -4,2 millones- no cubría el valor de la canasta de indigencia de una familia tipo. Y más del 60% -8,8 millones- no ganaba lo suficiente para adquirir la canasta de pobreza familiar.

Con relación a diciembre de 2001, el ingreso promedio de 839 pesos de fines de 2005 representaba una mejora nominal del 45,9%, mientras en igual lapso los precios subieron 74,1%. La diferencia marca que el poder de compra todavía era un 16,2% más bajo que el que existía antes de la devaluación. Si la comparación se hace con la canasta de alimentos básicos, que trepó más del 100%, la pérdida es superior.

El grueso de los 7 millones con ingresos menores a $ 600 correspondía a empleados en negro, beneficiarios de planes sociales con alguna actividad, cuentapropistas y personal doméstico. De los que están en blanco el 50% ganaba menos de $ 900.

Con ingresos de bolsillo inferiores a $1.000 están el sector rural, la construcción, hoteles y restaurantes, que abarcan a casi un millón de trabajadores. Pero se estima que tras la suba del mínimo no imponible y las recientes firmas de convenios, el 20% de los trabajadores en blanco – casi 1,2 millón de empleados- ganará más de $2.000 mensuales.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s