“El plan sudamericano de los nazis iba más allá de Hitler”

Clarín

CULTURA : CARLOS DE NAPOLI, UN ESCRITOR QUE RASTREA LAS HUELLAS DEL III REICH EN LATINOAMERICA

En su nuevo libro revela dos intentos alemanes para invadir las islas Malvinas. Dice que trabajos como el suyo no alimentan el culto por el régimen nazi.

Matías Repar. ESPECIAL PARA CLARIN
El autor de Urbis 3000 (1981); Ultramar Sur (2002) y Evita, el misterio del cadáver se resuelve nació en 1950 en el barrio porteño de Villa Pueyrredón. Cerca de su casa vivía un jefe de submarinos nazis que —a finales de la década del 50— le contaba a quien quisiera oírlo como había llegado al país a bordo de una de esas naves. "Contrariamente a la imagen que la gente tiene hoy de estos personajes"— dice Carlos De Nápoli—, "éste no se ocultaba para nada. Salía con su uniforme de marino nazi y sus condecoraciones. Nosotros jugábamos en una plaza y a veces el alemán, como le decíamos, nos invitaba a pasar a su casa y nos mostraba sus logros".

Por la edad, De Nápoli tenía ideas muy vagas de lo sucedido en la Segunda Guerra Mundial, pero recuerda claramente, de aquellos cuentos, la secuencia del hundimiento de un crucero de guerra brasileño.

La anécdota sirve de introducción para Nazis en el Sur (Norma), libro con el que revela aspectos desconocidos del expansionismo alemán por esta región.

Un proceso iniciado con la Welpolitik (política mundial) de Guillermo II (a finales del siglo XIX) y continuado por Hitler en el poder y con el mismo objetivo: conseguir a cualquier precio petróleo, minerales y puertos seguros.

"Lo que hice fue narrar el accionar de los germanos del Segundo Imperio y el de los nazis en tierras sudamericanas, con especial mención a la Argentina. La mayoría de estos eventos se hubieran llevado a cabo aunque Hitler no hubiera llegado al poder, porque se trataban de políticas de Estado", explica Di Nápoli que llevó la investigación al top ten de no ficción.

Entre los hallazgos de su investigación está el rol del Lloyd Aéreo Boliviano en la guerra del Chaco —donde podría rastrearse el ADN de la futura Blitzkrieg o "Guerra Relámpago" (la táctica de combate aéreo al inicio del conflicto)— y la hipótesis de un posible plan de fuga de Hitler a la Patagonia ideado por la misteriosa piloto Hanna Reitsch. "Eso es algo anecdótico en comparación a otros elementos, como las dos invasiones que intentan los alemanes a las Islas Malvinas; la invasión nazi al sector noruego de la Antártida (donde recibí la colaboración del historiador Pablo Fontana) o el sistema de abastecimiento para sumergibles y barcos de superficie".

—Sin embargo, el libro no profundiza la relación de Perón con los Nazis. ¿Por qué?

—¿Sabía Perón quien era Priebke? ¿Sabía el ex presidente Menem quienes eran los terroristas que volaron la Embajada de Israel y la AMIA? Cada uno podrá sacar sus propias conclusiones. Sin embargo, los norteamericanos y los británicos sabían muy bien quien era Priebke. Perón debió conocer muchos secretos pero eso debe estudiarse con más profundidad para conocer la verdad histórica y no los mitos, el hecho de ser uno de los primeros mandatarios en reconocer al Estado de Israel pone en entredicho algunas de estas cuestiones.

—¿Porqué cree que el tema de la II Guerra Mundial sigue generando interés?

—La mayoría de los documentos sobre la Segunda Guerra Mundial son todavía secretos rigurosos, y la gente percibe que algo raro se esconde. Todo lo enigmático es atractivo para el público, y hay otras causas complejas, que tienen que ver con la psiquis y la demonización de algunos personajes.

—¿Que dice de la guía sobre Bariloche que sugiere que Hitler se refugió en la zona?

—En principio ignoro si Hitler sobrevivió a la guerra, ya que sus restos y los de la banda que lo rodeaba nunca fueron encontrados. Ni en Berlín, ni en Bariloche. Lo de la muerte en el búnker fue un mito nazi, los que dicen que se suicidó ahí niegan en forma unánime el Holocausto, por lo tanto no pueden ser creíbles.

—¿Estas revisiones no corren el riesgo de glamorizar la historia y alimentar al público filonazi?

—Yo busco verdades históricas. No creo que los libros sobre el nazismo interesen sólo a los pronazis, es una generalización exagerada.

—Puede ser exagerada, pero tiene lógica…

—Al contrario, son leídos por muchos judíos que quieren saber sobre el tema y que nada tienen de nazis. Hay que escribir más para mostrar que esos criminales existieron, no para negarlos.

Un comentario en ““El plan sudamericano de los nazis iba más allá de Hitler”

  1. Pingback: #Menem #Menemismo | CELN - ¿Cuál es la noticia...?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s